Los periodos estivales son épocas de relax, desconexión, tiempo en familia… y de expresar el amor que sentimos por nuestros seres queridos.

A priori, es una oportunidad para pasar tiempo con los más allegados o incluso con nosotros mismos. Sin embargo, esto que tanto ansiamos durante el resto del año, puede dar lugar a conflictos y problemas de comunicación.

¿El motivo? Porque exigimos a los otros que se expresen o hagan las cosas como nosotros esperamos. Por este motivo, me parece interesante compartir un post muy relacionado con este tema: “Los Lenguajes del Amor”, del doctor Gary Chapman.

Formas de expresar el amor

El doctor Gary Chapman, es autor de un método popular y práctico en el que destaca cinco maneras básicas en las que las personas expresan y reciben amor.

1- Contacto físico

Las personas se sienten amadas al estar en contacto físico, darse la mano, abrazarse, besarse….

2-  Compartiendo tiempo de calidad

Este tipo de personas, expresan su amor queriendo pasar tiempo con la otra persona. Y sienten que reciben amor cuando la otra persona enfoca su atención en ellos. Tanto para escuchar como para hablar. Les gusta pasar tiempo realizando actividades que ambos disfruten juntos.

3- Haciendo regalos

Otro lenguaje del amor que las personas pueden compartir es el concepto de recibir regalos. Algunas personas, ven el acto de entregarse objetos materiales mutuamente, como un acto de amor. Independiente de su valor.

4- Con actos de servicios

Estas personas expresan amor a través del lenguaje de los actos de servicio. Por ejemplo, cuidando al otro cuando está enfermo, realizando tareas domésticas, preparando la comida… .

5- A través de las palabras

El amor se expresa simplemente a través de la palaba. Con elogios hacia el otro, recordando los aspectos positivos de la relación.. Por ejemplo, «Eres preciosa”, “eres mi mejor amigo”, “te quiero”.

Cómo identificar los Lenguajes del Amor en los seres queridos

Gracias a estas formas, que él denomina “Lenguajes de amor”, podremos recibir y expresar el amor de forma directa y clara.

Si sabemos que cada persona tiene uno o dos lenguajes específicos con los que se siente especialmente cómodo para percibir y expresar amor, será más fácil que hablemos el mismo lenguaje que nuestros seres queridos.

Reconocer y respetar el lenguaje del amor de aquellos con los que convivimos nos ayudará a abrir otras vías de comunicación. Además de crear un mayor bienestar en la convivencia diaria y en la resolución de conflictos.

Las consultas de psicología y coaching están llenas de personas que dicen quererse pero que no son capaces de transmitir ese amor hacia el otro.

Para descubrir el lenguaje de amor de nuestros hijos, de nuestra pareja, familiar o amigo, debemos:

  • Fijarnos en aquello que tienden a reclamar más a menudo. Por ejemplo: “quisiera irme de viaje contigo a solas”; “me gustaría que me regalases algo”; “dime si estoy guapa”.
  • Tomar nota de sus quejas: “nunca me abrazas”, “nunca me dices que me quieres”.
  • Ofrecerle opciones de ocio y tiempo compartido.
  • Escucharle. Sobre todo, para detectar qué lenguaje de amor prefieren. Una vez que lo reconozcamos, nos resultará más sencillo comprender por qué, a pesar de nuestros esfuerzos, no conseguíamos transmitirles nuestro amor de forma convincente.

Por supuesto, este ejercicio también debes hacerlo para ti. Para saber cuál es tu lenguaje del amor y cómo satisfacerlo. No tengas miedo de pedir aquello que deseas. ¡Exprésalo y haz a los demás participes de tu bienestar!

Pero recuerda, adquirir el lenguaje del amor del otro es una decisión voluntaria que hacemos conscientemente. No podemos caer en la exigencia. Y, siempre recuerda si quieres que el otro cambie, tienes que empezar por ti. Desde mi experiencia gestionando emociones, te animo a probar y, desde luego,  no dudes en expresar el amor.

 

Etiquetado como:
| | | | |